¿Has notado las piedras que se encuentran en las vías del tren?

0

Esas piedras no están ahí solo por relleno; tienen un propósito crucial.

Se llaman balasto ferroviario y están compuestas por pequeños fragmentos de cuarcitas, basaltos y granitos de entre 3 y 7 centímetros.

Estas piedras distribuyen la carga de los rieles y trenes, evitando la deformación del suelo y reduciendo el riesgo de descarrilamientos.

Además, el balasto absorbe y disipa las vibraciones generadas por el movimiento de los trenes, evitando que se propaguen a largas distancias.

También facilita el drenaje del agua, previniendo inundaciones en las vías. Su función es fundamental para la seguridad y estabilidad del sistema ferroviario.


Dr. Francisco Arce

Por PanchoVillaMx

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *